jueves, 3 de noviembre de 2016

ALONSO Y TRELLES , José


José Alonso y Trelles.jpg


YUYOS SECOS

Del sol que vieron mis años mozos
a gatas quedan tibios reflejos
que en el recuerdo buscan ansiosos
mis pobres ojos , sin luz, de viejos.

Eran los tiempos en que mi herraje 
lucía en el lomo de un potro  crudo,
y en las glorietas entre el gauchaje,
a más de un ataita dejaba mudo;

era cuando iba campiando agravios,
con la altanera mirada dura,
yevando el reto pronto en los labios
y la e dos filos en la cintura;

era cuando era mi cancha el rancho
de aqueya autera chiruza mía,
que jue más tarde p´al Viejo Pancho
como la musa Melancolía.

Rancho entre sauces, que a media noche
se abría al envite de mi ternura,
como en la tarde abren el broche
las campaniyas de la espesura.

Inolvidable nido e fajina
ande mis sueños se deshojaban
entre los brazos de aqueya china
que me oprimían y me maniaban;

de aquella china voluntariosa,
sedienta siempre de amores nuevos,
de aqueya china linda y mimosa
de abrasadores ojos malevos,

que cuando al alba salía a la puerta
brindando al beso su boca roja,
dende el palenque mi overo, alerta

la saludaba con la coscoja...


VIDALITAS

No hay cielo más lindo,
Vidalita, 
que el cielo uruguayo;
ni sol más hermoso,
Vidalita,
que mi sol de Mayo.

Cielo y sol unidos 
Vidalita,
van en mi bandera;
que ella  me amortaje,
Vidalita,
cuando yo me muera.

Es la patria mía,
Vidalita,
de Dios el hechizo.
Y aunque muy pequeña, 
Vidalita,
todo un paraíso.

En lomas y valles,
Vidalita,
sierras y llanuras,
doquier se respiran
Vidalita,
las auras más puras

Himnos nunca oídos, 
Vidalita,
cantan sus boscajes, 
que pueblan las aves,
Vidalita,
de ricos plumajes.

De entre el trébol surgen,
Vidalita,
las flores más gayas,
que adornan las trenzas,
Vidalita,
de las uruguayas.

Mi patria y la gloria,
Vidalita,
se hicieron amigas:
porque fue esta tierra,
Vidalita,
la cuna de Artigas. 

De : "Paja Brava"de El Viejo Pancho e outras  obras de José A. y Trelles

domingo, 30 de octubre de 2016

DÍAZ DÍAZ, Avelino



Resultado de imagen de avelino diaz diaz


III 

Pol-o rio  do misterio
ós mares d-além se vai
o teu esprito guieiro
campesiño e mariñán.

A Galaxia estrelecida  
teu esprito vai morar
i-a ser o luceiro e guia
da nazón de Breogán.

¡Na basca senlleira
da nosa nazón,
nós de mariñeiros
e ti de patrón!

Es a terra fecundosa,
es semente i-es a frol,
es colleita farturosa,
es a chúvia i-es o sol.

Es a náo i-ó mariñeiro,
es a vela i-ó timón;
es o faro i-ó roteiro
i-es luceiro guiador.

¡Es o val i-a serra
o porto i-ó mar
o ceio i-a terra
o lume i-ó ar!

De: Once poemas a Castelao

UN BEL MORIR...


Caer  como Dios manda
en batalla violenta,
de frente al enemigo
y a cara descubierta,
diciendo en el instante
de la lucha postrera:
ilumíname, oh Sol, en el combate
y en la hora suprema!

Caer como Dios manda
con el alma serena
sintiendo como bulle
la sangre en las arterias
y salta, hecho pedazos,
el corazón que apenas
cabe dentro del pecho dilatado
por la ruda faena.

De: Flor de retama